Vistas a la página totales

Akita (Japón 1973 - 1981)

LAS APARICIONES DE AKITA

NUESTRA SEÑORA DE TODOS LOS PUEBLOS



(Japón 1973 - 1981)

La Madre de Dios confió a una religiosa japonesa, Sor Agnes (Inés) Sasagawa, un Mensaje importante para el mundo. En 1973, la Santísima Virgen vino al Japón donde 0,3% de la población es católica. La orden religiosa y el convento visitado por la Santísima Virgen María está dedicado a la adoración de la Sagrada Eucaristía, así es que no es sorprendente que los acontecimientos que precedieron al Mensaje comenzasen en el tabernáculo.

El primer propósito de los acontecimientos místicos de Akita fue el de afirmar la Verdadera Presencia de Nuestro Señor en la Eucaristía. En los nueve años de acontecimientos celestiales, se ve repetidamente la existencia y el papel activo de los ángeles guardianes como protectores de las almas y adoradores de Dios. El Mensaje de Akita es idéntico al Mensaje de Fátima.

También en Jacareí, Nuestra Madre ha mencionado algunas veces en Sus Mensajes lo que Ella ha dicho en Akita; ha solicitado a su vidente Marcos que hiciese videos documentales sobre Sus Lacrimaciones en varias partes del mundo; en uno de esos videos está incluida la historia de las Apariciones de Akita; veamos entonces a continuación dichos Mensajes:

"...En breve, el Brasil recibirá la Gran Gracia de Mi Presencia, a través de Mensajes, Apariciones, e Imágenes manifestándose, en cada Estado brasileño, y les digo más, será revelado, a través de la oración, a cada uno de ustedes, lo cuánto DIOS amó el mundo.
Si sus bocas se callaren, las piedras hablarán. Hay una Imagen Mía en el mundo (en Akita), a través de la cual emití frases. Sí, a través de la Imagen, Yo hice Mi Voz ser escuchada, por todos Mis hijos" María Santísima, 07/07/1994

“Que la oración de ustedes sea repleta de confianza, que Yo puedo todo delante de Dios, porque conforme a lo que Yo dije en Marienfried y en Akita: aquellos que coloquen  su completa confianza en Mí y que creyeran que Yo puedo todo junto del Omnipotente, recibirán de Mi grandes gracias y junto a ellos Yo estaré presente con todo Mi Amor, con todas las gracias que Yo poseo y puedo distribuir como Medianera de todas las gracias.” María Santísima, 16/09/2013

“Recen mucho, porque el mundo está por un hilo. Una gran guerra como nunca se vio, está para caer sobre ustedes y se arrastrará para el mundo entero. Recen, solamente la Oración de ustedes podrán salvar a la humanidad, si no pueden soportar el dolor del fuego de la tierra, ¿Cómo podrán soportar el fuego que caerá del cielo como castigo sobre toda la humanidad? Les digo: "Cuando el fuego que Yo pre-anuncié en Akita, en el Japón caiga sobre la tierra, él producirá una quemadura que ningún remedio podrá curar.
Vidente Agnes Sasagawa

La carne de muchos arderá, freirá noche y día y hasta se desprenderá de sus cuerpos. Este será el Gran Castigo por la desobediencia del mundo a los Mandamientos de Dios, por su impureza, por su maldad e ingratitud para con el Señor. Yo avisé al mundo en Akita, pero no prestaron atención a los Mensajes que di a Mi Hijita Agnes Sasagawa, ni incluso a las 101 lacrimaciones que Yo allí hice, las lágrimas que Yo derramé. Por eso el mundo no tiene perdón, pues fue avisado por Dios, por Mí en Akita, y Mi Hijito Marcos al hacer Mi Vídeo, Mi Película de Akita, repitió Mi Aviso para todos ustedes. Por eso el mundo no podrá tener ninguna disculpa” María Santísima, 31/09/2014


 “Deseo que aquí verdaderamente hayan muchos hijos Míos que tengan un corazón semejante al de los Santos, semejante al de Mi Bernadette, al de Mi Gerardo, al de Mi Alfonso, de Mis Pastorcitos de Fátima, La Salette y todos los Santos. Corazones que Me amen con todas sus fuerzas, que Me obedezcan incluso en la persecusión y en el sufrimiento, que sean capaces de cargar cruces por Mí, que sean capaces incluso de dar la vida por Mí. Si ustedes Mis hijos no tuvieren un amor abrasado así ¿Qué será de ustedes cuando llegue la persecusión final, cuando llegue la última y gran tribulación? ¿Qué será de ustedes cuando fuego caiga del cielo, cuando aquel fuego que profeticé en Akita, en el Japón, caiga sobre toda la humanidad? ¿Qué será de ustedes cuando la tierra sea sacudida por más de 50 terremotos juntos como Yo dije aquí, en El Escorial y en tantos lugares? ¿Qué será de ustedes Mis hijos?María Santísima, 29/01/2017

  
María Santísima como Corredentora

Nuestra Señora de todas las naciones, como fue vista por Ida en Amsterdam.
Nótese la semejanza a la imagen de Nuesta Señora de Akita

Los acontecimientos que ocurrieron en Akita se refieren a la Santísima Virgen como Corredentora. El punto central de los eventos de Akita es una imagen de María, que se encuentra en el convento y vierte lágrimas. El Mensaje de María como Corredentora, Mediadora y Abogada llega mediante la imagen de varias maneras: 

1- La Estatua es una reproducción de Nuestra Señora de todas las Naciones (o de todos los Pueblos), como apareció en Amsterdam cuando anunció la futura proclamación del dogma de María como Corredentora, Mediadora (Medianera) y Abogada;

2- La mano derecha de la imagen tiene un estigma en forma de cruz que sangró;

3- La Estatua sudó un líquido y vertió Lágrimas de Sangre. El sudor y la sangre evocan imágenes de Nuestro Señor durante Su Pasión. La Madre de Cristo como Corredentora comparte el sufrimiento de Su Hijo.

“Si se puede llegar a una conclusión particular de la sangre derramada por Nuestra Señora en Akita, es que su misión como Corredentora nunca ha terminado y continúa hasta este día”, dijo el Padre Jacques, un misionero francés que trabajó en el Japón durante 30 años.

El papel de corredención es compartido por todos los que unen su sufrimiento con Cristo y como dice San Pablo “Completo en mi carne lo que falta a las tribulaciones de Cristo, a favor de su cuerpo, que es la Iglesia” (Colosenses 1:24). Se reforzó este papel de los laicos en las Apariciones de Fátima cuando la Santísima Virgen dijo: “Oren mucho y hagan sacrificios por los pecadores, puesto que muchas almas se van al infierno porque no tienen quien rece y haga sacrificios por ellas” (19 de Agosto de 1917).

La importancia de los Días de Fiesta de la Iglesia

Santuario de Akita

Otro punto sobresaliente de las Apariciones en Akita es la importancia de los días litúrgicos. Sor Agnes oyó hablar a su ángel guardián por primera vez el día de la Fiesta de los Arcángeles (29 de Septiembre), luego en el día del Ángel de la Guarda (2 de Octubre) y en el día de San José Obrero (1 de Mayo).
La imagen de Nuestra Señora dejó de llorar en el día de la Fiesta de Nuestra Señora de los Dolores. Los eventos que ocurrieron en el convento terminaron el día de la Fiesta de la Visitación (31 de Mayo), que coincidió en ese año con la Fiesta de Pentecostés.
Los días de devoción también adquieren una importancia dramática. Los primeros de los Mensajes de la Virgen fueron dados en Primeros Viernes (importante en la devoción al Sagrado Corazón) y el tercero en el aniversario del Milagro del Sol en Fátima (13 de Octubre). La mano derecha de la estatua de Nuestra Señora dejó de sangrar un Primer Viernes; la estatua comenzó a llorar otro Primer Viernes del mes.

PRIMERA ETAPA: Eventos que precedieron a los Mensajes

Nuestro Señor en la Eucaristía-1973
Sor Agnes fue sola a la capilla y de pronto vio una luz brillante que parecía prorrumpir del tabernáculo. Se postró inmediatamente en el suelo y se quedó así aún después de que la luz había desaparecido. La hermana Agnes sabía que Jesús en la Hostia había manifestado realmente Su Verdadera Presencia.

14 de Junio de 1973
Sor Agnes estaba orando  con la comunidad en el Santísimo Sacramento cuando de pronto destelló una luz del tabernáculo. A diferencia de la vez anterior, los rayos de luz dorada estaban rodeados de una llama roja. Parecía que el tabernáculo estaba incendiado.

28 de Junio de 1973
Mientras oraba en la capilla, Sor Agnes sintió como si algo estuviera punzando la palma de su mano izquierda. Cuando salió de la capilla vio dos arañazos rojos en forma de cruz en el centro de su mano. Esta pequeña cruz le produjo a Sor Agnes un dolor intenso. Durante la Adoración al Santísimo Sacramento después de misa, Sor Agnes escribió en su diario personal: “De pronto una luz deslumbrante salió del Santísimo Sacramento. Como en una ocasión anterior, algo como niebla o humo empezó a juntarse alrededor del altar y de los rayos de luz. Entonces aparecieron una multitud de seres semejantes a los ángeles que rodearon el altar de adoración ante la Hostia… El brillo de la Hostia era tal que no podía mirarla directamente. Cerrando los ojos, me postré instintivamente.”

29 de Junio de 1973 – Fiesta del Sagrado Corazón de Jesús
Durante la adoración al Santísimo Sacramento, Sor Agnes empezó a rezar el Rosario cuando una persona apareció muy cerca de ella a su lado derecho. Esta era la misma persona que se le había aparecido hacía cuatro años cuando estaba hospitalizada. La persona le enseñó la siguiente oración que se decir después de cada decena del Rosario: “Oh Jesús Mío, perdona nuestros pecados, líbranos del fuego del infierno, lleva a todas las almas al cielo y socorre principalmente a las más necesitadas de tu misericordia.” Esta es la misma oración que Nuestra Señora enseñó a los tres niños de Fátima.

Luego la persona estaba nuevamente de pie al lado de Sor Agnes. Esta vez, esta bella persona rezó el Rosario con Sor Agnes, con deliberada lentitud y luego dijo la siguiente oración: “Sacratísimo Corazón de Jesús que estas REALMENTE presente en la Santa Eucaristía, te consagro mi cuerpo y mi alma para estar totalmente unido a tu Corazón, sacrificado cada instante en los altares del mundo y dando alabanza al Padre, rogando por la venida de Su Reino. Te ruego recibas esta humilde ofrenda de mi ser. Úsame según Tu Voluntad para gloria del Padre y la salvación de las almas. Santísima Madre de Dios, nunca permitas que me separe de tu Divino Hijo. Defiéndeme y protégeme como hijo especial tuyo. Amén.”

(Nota: Esta oración fue compuesta por el Obispo Ito para la Institución de las Esclavas de la Eucaristía. En la oración original, la primera frase no contenía la palabra “realmente”. A petición de la Santísima Virgen, se añadió esa palabra).

Sor Agnes se dio cuenta de que era un Ángel el que se le había aparecido en forma de mujer y a su debido tiempo se manifestó como el Ángel Guardián de Sor Agnes.

6 de Julio de 1973 – Primer Viernes del Mes
Durante la adoración, el Ángel apareció nuevamente y empezó a rezar el Rosario con Sor Agnes. De pronto, un dolor agudo le atravesó la mano, pero ella continuó rezando. Más tarde al examinar la herida, ella notó que en el centro de las de los maderos de la cruz había un orificio de donde brotaba sangre. El dolor continuó después de que la sangre dejó de brotar. Sor Agnes pasó la noche atormentada por el dolor.
La Hermana escribió en su diario que cerca de las 3 de la mañana: “Acababa de cambiar nuevamente la venda y estaba orando, cuando oí una voz que provenía de algún lugar desconocido y que me decía: No temas, ora con fervor, no sólo por tus pecados sino también en reparación de los pecados de todos los hombres. El mundo actual hiere al Sacratísimo Corazón de Nuestro Señor con su ingratitud e injurias. Las heridas de María son más profundas y dolorosas que las tuyas. Vayamos a la capilla para orar juntos”. La voz era de su Ángel quien más tarde le dijo: “Yo Soy el que está contigo y te cuida”.
Sor Agnes se apresuró a ir a la capilla con el Ángel: “En ese momento la imagen estaba colocada al lado derecho del altar, de pronto sentí que la estatua de madera había cobrado vida y me iba a hablar. Estaba bañada en una luz brillante”. Instintivamente, la Hermana Agnes se postró en el piso y oyó el siguiente Mensaje:

6 de Julio de 1973- Primer Mensaje de la Santísima Virgen
“Hija Mía, Mi novicia, Me has obedecido bien al abandonar todo y seguirme. ¿Te causa dolor la enfermedad de tus oídos? Puedes estar segura de que tu sordera se curará. Ten paciencia, es la última prueba. ¿Te causa sufrimiento la herida de tu mano? Ora en reparación de los pecados de los hombres. Cada persona de esta comunidad es Mi hija irreemplazable. Desde tu Bautismo has rezado fielmente por ellos. Sigue orando mucho… mucho. Avisa a tu superior todo lo que ha pasado hoy y obedécele en todo lo que te diga. El ha pedido que tú ores con fervor.” La Hermana Agnes comprendió por el dolor de su mano izquierda que no debía recibir la Comunión en la mano. El dolor era tan intenso que no podía extender la mano para recibirla.

7 de Julio de 1973
Temprano por la mañana, Sor Agnes estaba orando en la capilla y observó algo fuera de lo común en la mano derecha de la estatua de la Santísima Virgen María. En el centro de la palma de la mano de madera había una herida en forma de cruz y de donde los dos maderos de la cruz se cruzaban, brotaba sangre de un orificio central creando una visión muy dolorosa. Sobrecogida por una mezcla de temor y respeto, la Hermana Agnes recordó las palabras de la noche anterior “Ora en reparación de los pecados de los hombres”.

27 de Julio de 1973

Hacía dos días que Sor Agnes no había podido dormir debido al dolor que le producía la herida en la mano. A principios de la tarde de ese Primer Viernes, se sintió de pronto atravesada por un dolor muy agudo y corrió a la capilla en busca de refugio. Se postró en el piso e inmediatamente oyó a su Ángel Guardián que le decía: “Tus sufrimientos terminarán hoy. Graba cuidadosamente en lo más profundo de tu corazón el pensamiento de la sangre de María. La sangre derramada por María tiene un significado profundo. Esta preciosa sangre fue derramada para pedir nuestra conversión, para pedir paz y en reparación por la integridad y los ultrajes al Señor. Así como practicas la devoción al Sagrado Corazón, practica la devoción a la Preciosa Sangre. Ora en reparación por todos los hombres”.
La Hermana Agnes se sorprendió de no poder  responder. Su Ángel continuó: “Di a tu superior que la sangre se ha derramado hoy por última vez. Tu dolor también termina hoy. Avisa lo que ha sucedido hoy. Él comprenderá todo inmediatamente y tu sigue sus instrucciones.” El Ángel terminó con una sonrisa y desapareció.

3 de Agosto de 1973
Sor Agnes fue a la capilla a principios de la tarde a meditar sobre la Pasión de Nuestro Señor y después empezó a rezar el Rosario. Entonces escuchó a su Ángel Guardián que le decía: “Tú tienes algo que pedir. Hazlo, no te inquietes” (El Obispo había dado a Sor Agnes tres preguntas para la Santísima Virgen y ella estaba rezando para que se presentara la ocasión de cumplir esta tarea encomendada por el Obispo). De pronto escuchó una voz de indescriptible belleza y reconociendo que era la voz de la Santísima Virgen, escuchó su segundo Mensaje:

3 de Agosto de 1973- Segundo Mensaje de la Santísima Virgen
“Hija Mía, Mi novicia, ¿amas al Señor? Si amas al Señor, escucha lo que te voy a decir, es muy importante. Se lo comunicarás a tu superior. Muchos hombres en este mundo afligen al Señor. Yo deseo que haya almas para consolarlo, para aplacar la Ira del Padre Celestial. Yo anhelo, con Mi Hijo, que haya almas que hagan actos de reparación con sus sufrimientos y su pobreza, por los pecadores ingratos.
Para que el mundo conozca Su Ira, el Padre Celestial está preparando infligir un gran castigo a toda la humanidad. Con Mi Hijo, he intervenido tantas veces para aplacar la Ira del Padre. He evitado que ocurran calamidades ofreciéndole los sufrimientos del Hijo en la Cruz, Su Preciosa Sangre y las almas predilectas que Lo consuelan formando una legión de almas víctimas. La oración, la penitencia y los sacrificios valerosos pueden calmar la Ira del Padre. También anhelo esto de tu comunidad. Que amen la pobreza, que se santifiquen y recen en reparación de las Esclavas de la Eucaristía conscientes de su significado; póngala en práctica; ofrezcan actos de reparación por los pecados. Que cada una procure ofrecerse enteramente al Señor según su capacidad y posición.
Incluso en una institución seglar se necesita la oración. Las almas que desean oran están uniéndose. Sin darle demasiada importancia a la forma, sean fieles y fervientes en la oración para consolar al Maestro.
¿Es verdad lo que crees en tu corazón? ¿Estás verdaderamente decidida a ser la piedra rechazada? Novicia Mía, tú que quieres pertenecer al Señor sin reservas, convertirte en una esposa digna del  Esposo, haz tus votos sabiendo que debes ser clavada en la Cruz con tres clavos. Estos tres clavos son la pobreza, la castidad y la obediencia. De los tres, la obediencia es el cimiento. Con total abandono, déjate guiar por tu superior. Él sabrá comprenderte y dirigirte.”

29 de Septiembre de 1973- Fiesta de los Arcángeles
Cuando la comunidad terminaba el oficio en la capilla, la estatua resplandeció de luz y empezó a derramar algo como si fuera sudor. Sor Agnes sintió a alguien de su lado. Levantó la vista y vio al Ángel que le dijo: “María está aún más triste que cuando vierte sangre. Seca el sudor.” Con mucho cuidado y devoción, la Hermana Agnes y otras Hermanas usaron algodón para enjugar el sudor, la estatua estaba empapada. Un líquido parecido al sudor espeso salía sin cesar, especialmente de la frente y el cuello. De pronto las Hermanas notaron que los pedazos de algodón desprendían una fragancia de una delicia celestial. La fragancia duró un buen rato en la capilla. Cada vez que alguien entraba, le daba la impresión de haber entrado en el reino de los Cielos.

2 de Octubre de 1973 – Fiesta de los Ángeles Guardianes
En el momento de la consagración durante la Misa, una luz deslumbrante salió del tabernáculo. Así describió Sor Agnes: “En ese mismo momento apareció la silueta de los Ángeles orando ante la Hostia resplandeciente. Estaban arrodillados alrededor del altar en semicírculo de espaldas hacia nosotras, eran ocho Ángeles. Es difícil describir sus vestiduras con precisión. Todo lo que se puede decir es que parecían envueltos en una especie de luz blanca. Los ocho estaban allí para adorar al Santísimo Sacramento con gran devoción.
En el momento de la Comunión, mi Ángel de la Guarda se me acercó y me invitó a ir al altar. En ese momento pude distinguir claramente a los Ángeles Guardianes de cada miembro de la comunidad, cerca al hombro izquierdo y de estatura algo más baja. Así como Mi Ángel Guardián, realmente daban la impresión de guiarlos y cuidarlos con dulzura y afecto.”

13 de Octubre de 1973 – Último Mensaje de la Santísima Virgen María
Mientras rezaba el Rosario durante la adoración de la Eucaristía, la Hermana Agnes vio el luminoso esplendor del Santísimo Sacramento. La Luz resplandeciente parecía extenderse del tabernáculo a toda la capilla. En el mismo instante la estatua de María empezó a emanar una fragancia celestial. Sor Agnes regresó a su cuarto después de la adoración, pero pronto volvió a la capilla y relató que cuando entró en ella y se hizo la señal de la cruz con su Rosario, escuchó una voz de indescriptible belleza que provenía de la estatua. Desde la primera palabra, la Hermana se postró en el suelo y se concentró en el Mensaje que se le estaba dando, que era el último Mensaje.
Cuando la voz se calló, la Hermana reflexionó al respecto y luego recibió el siguiente Mensaje de la Santísima Virgen que dijo: “¿Tienes acaso alguna otra pregunta? Hoy es la última vez que te hablaré con voz viviente. De ahora en adelante obedecerás al que se te ha enviado (El Padre Yasuda) y a tu superior.
¡Recen mucho el Rosario! Sólo Yo puedo salvarles de las calamidades que se avecinan. Los que depositan su confianza en Mí, serán salvados.
Mi hija querida, escucha bien lo que tengo que decirte, informarás a tu superior al respecto. Como te dije, si los hombres no se arrepienten y mejoran, el Padre enviará un castigo terrible a toda la humanidad. Será un castigo mayor que el diluvio, algo nunca visto. Caerá fuego del cielo y eliminará gran parte de la humanidad tanto a los buenos como a los malos, sin excepción de sacerdotes ni fieles. Los sobrevivientes se encontrarán tan desolados que envidiarán a los muertos. Las únicas armas que les quedarán serán el Rosario y la Señal dejada por Mi Hijo. Recen el Rosario cada día. Al rezarlo, pidan por el Papa, los obispos y cardenales.
La obra del diablo se infiltrará incluso en el interior de la Iglesia de tal modo que se verán cardenales contra cardenales, obispos contra obispos. Los sacerdotes que Me veneraren serán despreciados y opuestos por sus colegas. Las Iglesias y los altares serán saqueados, la Iglesia estará llena de aquellos que aceptarán concesiones y del demonio presionará a muchos sacerdotes y almas consagradas a dejar el servicio del Señor. El demonio será especialmente implacable con las almas consagradas a Dios. El pensar en la pérdida de tantas almas es la causa de Mi Tristeza. Si los pecados aumentan en número y gravedad, ya no habrá perdón para ellos.
Habla con tu superior con valentía. Él sabrá como animar a cada una de ustedes a orar y hacer obras de reparación.”

SEGUNDA ETAPA DE LAS MANIFESTACIONES EN AKITA

4 de Enero de 1975- La estatua llora por primera vez


El Ángel dijo a la Hermana Agnes: “No te sorprendas si ves llorar a la Santísima Virgen. Ella llora porque desea un gran número de conversiones. Desea que las almas se consagren a Jesús y al Padre por su intercesión. Aquél que te dirige les dijo hoy durante el último sermón, su fe disminuye cuando no ven. Esto se debe a que su fe es débil. La Santísima Virgen se regocija en la consagración del Japón a Su Inmaculado Corazón porque Ella ama al Japón.
Pero está triste porque ve que no toma en serio esta devoción. Aunque ha escogido esta tierra de Akita para dar Sus Mensajes, el párroco local no se atreve a venir por temor al “qué dirán.” No teman. La Santísima Virgen las espera a todas con sus manos extendidas derramando gracias. Difundan la devoción a la Virgen. Ella se regocija en la profesión de los laicos consagrados por su intercesión y conforme al espíritu de tu Institución, que se realizó hoy. No deben pensar que los miembros laicos consagrados no son muy importantes. La oración que acostumbran decir, ‘Concede al Japón la Gracia de la conversión por intercesión de la Virgen María’, complace al Señor.  Ustedes que han tenido fe al ver las Lágrimas de María, hablen al mayor número de personas para consolar a los Corazones de Jesús y María, cuando tengan permiso de su superior. Difundan esta devoción con valentía para Su mayor gloria. Tu transmitirás Mis Palabras a tu superior y a aquél que te dirige.”

1 de Mayo de 1976 – Fiesta de San José Obrero
El Ángel dijo a la Hermana Agnes después de la Comunión: “Muchos hombres en este mundo afligen al Señor. Nuestra Señora espera a las almas que Lo consolarán. Quédate en la pobreza. Santifícate y ora en reparación por la ingratitud y los ultrajes de tantos hombres. El Rosario es tu arma. Rézalo con calma y más aún cuando lo reces por las intenciones del Papa, obispos y cardenales. No debes olvidar estas palabras (de la Virgen María). La Santísima Virgen ora continuamente por la conversión del mayor número de almas posible y llora esperando poder dirigir hacia Jesús y al Padre a las almas ofrecidas a Ellos por su intercesión; por esta intención y para vencer los obstáculos exteriores, lograr la unidad interior y formar un solo corazón. ¡Que los creyentes vivan una vida más digna de creyentes! Oren con un corazón  renovado. Den mucha importancia a este día para Gloria de Dios y de Su Santa Madre.”

29 de Septiembre de 1981: el Significado de las Lágrimas


Durante la adoración del Santísimo Sacramento, la Hermana Agnes sintió de nuevo la presencia de su Ángel a su lado. No vio al Ángel, sino una Biblia que apareció abierta ante sus ojos. Cuando Sor Agnes reconoció el pasaje, Génesis 3:15, el Ángel explicó: “El número 101 tiene un significado, quiere decir que el pecado llegó al mundo por una mujer y por una mujer vino la salvación al mundo. El cero entre los dos unos, significa el Dios Eterno que es desde toda la eternidad hasta toda la eternidad. El primer uno representa a Eva y el último a la Virgen María.”
Sor Agnes volvió a leer el versículo y luego el Ángel y la visión de la Biblia desaparecieron. (El Padre Yasuda comentó que este pasaje del Génesis se llama proto-evangélico y se considera como la primera promesa de un Salvador hecha por Dios al hombre. Es también el primer versículo de la Biblia que hace alusión a la Inmaculada Concepción de María, que nunca estuvo bajo el dominio de Satanás.)

El Mensaje de Akita es el Mensaje de Fátima
El Obispo Ito, en cuya diócesis se encuentra Akita, señaló las siguientes semejanzas entre Akita y Fátima:
Fátima: “¿Te hace sufrir mucho? Mi Inmaculado Corazón será tu refugio y camino que te conducirá a Dios” (13 de Junio de 1917)
Akita: “¿Te hace sufrir la herida de tu mano? Ora por la reparación de los pecados de la humanidad” (6 de Julio de 1973)
Fátima: “El Santo Padre tendrá que sufrir mucho…” (13 de Julio de 1917)
Akita: “Reza mucho por el Papa…” (6 de Julio de 1973)
Fátima: “Recen el Rosario diariamente” (13 de Septiembre de 1917)
Akita: “Reza cada día las oraciones del Rosario” (13 de Octubre de 1973)
Fátima: “…ofrézcanse a Dios y acepten todos los sufrimientos que Él les mande…” (13 de Mayo de 1917)
Akita: “Ofrece en reparación de los pecados” (3 de Agosto de 1973)
Fátima: “Él castigará al mundo por sus crímenes” (13 de Julio de 1917)
Akita: “El Padre infligirá un terrible castigo a toda la humanidad” (13 de Octubre de 1973)
Fátima: “Oren mucho y hagan sacrificios por los pecadores…” (19 de Agosto de 1917)
Akita: “Ora en reparación de los pecados de los hombres” (6 de Julio de 1973)
Fátima: “…persecución a la Iglesia, los buenos serán martirizados…varias naciones serán aniquiladas…” (13 de Julio de 1917)
Akita: “…eliminará gran parte de la humanidad, tanto a los buenos como a los malos sin excepción de sacerdotes ni fieles…” (13 de Octubre de 1973)

La aprobación del Obispo local

El Padre Yasuda, director espiritual de la Hermana Agnes, fue testigo del llanto de la imagen 98 de las 101 veces que vertió Lágrimas. Cientos de personas vieron el milagro del llanto y la fe no era necesaria para atestiguarlo.
Monseñor Ito
 En una entrevista por televisión, el Padre Yasuda dijo que el 29 de Enero de 1979, se enviaron muestras de las Lágrimas, la Sangre y el Sudor al laboratorio de la Universidad de Akita para que fuesen analizadas. Según el testimonio firmado, la sangre era tipo B y los fluidos corporales eran tipo AB. El 30 de Noviembre de 1981, los análisis indicaron que los fluidos corporales eran tipo O. el Padre Yasuda sugirió que Dios creó tres tipos de sangre distintos para refutar categóricamente la teoría del ectoplasma de sangre y sudor de la imagen. Esta teoría sostenía que Sor Agnes trasmitió ‘por el aire’ su propia sangre a la estatua. La primera comisión que investigó el fenómeno de Akita usó esta teoría para desacreditar los acontecimientos.

El 22 de Abril de 1984, Domingo de Resurrección, el Reverendo John Shojiro Ito, Obispo de Niigata, emitió una carta pastoral declarando que los acontecimientos de Akita eran sobrenaturales. En su carta pastoral, el Obispo Ito, citó el caso de Teresa Chun, una coreana que quedó en estado vegetativo debido a un tumor en el cerebro y fue curada milagrosamente durante una aparición de la Santísima Virgen en Akita.
Otra curación milagrosa fue la de la misma Sor Agnes, que fue curada de su sordera. La Santísima Virgen María anunció la curación de la monja durante la Bendición del Santísima Sacramento.




RELACIONES ENTRE LA SALETTE, FÁTIMA,
AKITA Y LAS LOCUCIONES AL PADRE STEFANO GOBBI

Padre Stefano Gobbi

El Padre Stefano Gobbi también fue uno de los grandes videntes de Nuestra Madre Santísima, cuya misión fue fundar el Movimiento Sacerdotal Mariano que componía tanto Sacerdotes como Laicos. El Padre Gobbi recorría el mundo haciendo cenáculos de oración tal como la Santísima Virgen le pedía, impulsado que todos se consagren a Su Inmaculado Corazón. Existen abundantes Mensajes dados a este Sacerdote con respecto a la crisis del mundo, la Iglesia y los castigos que vendrán si el mundo no cambia, si no se convierte.

El Padre Stefano Gobbi en Akita, 09 de Junio de 1978

El 15 de Septiembre de 1987, en el día de la Fiesta de Nuestra Señora de los Dolores, la Virgen parece haber revelado de nuevo la Tercera Parte del Secreto de Fátima en una locución la Padre Gobbi, durante un cenáculo de oración con el Movimiento Sacerdotal Mariano realizado en Akita, Japón: “Un castigo peor que el diluvio está por caer esta pobre y pervertida humanidad. Descenderá fuego del cielo y esta será la señal  de que la justicia de Dios habrá fijado entonces la hora para Su gran manifestación. Lloro porque la Iglesia continúa por el camino de la división, de la pérdida de la verdadera fe, de la apostasía y de los errores que están propagándose más y más sin que se haga oposición alguna. Aún ahora, lo que predije en Fátima y lo que he revelado aquí en el tercer Mensaje confiado a esta pequeña hija Mía, está en proceso de cumplirse. De manera que, hasta para la Iglesia, ha llegado el momento de su gran prueba, porque el hombre de iniquidad se establecerá dentro de ella y la abominación de la desolación entrará en el sagrado templo de Dios.”

El 11 de Febrero de 1979, en el día de la Fiesta de Nuestra Señora de Lourdes; el Padre Gobbi recibió este Mensaje (Similar a La Salette): “Esta división interior a veces lleva también a unos Sacerdotes a enfrentarse contra otros; Obispos contra Obispos, Cardenales contra Cardenales, porque nunca como en estos tiempos ha logrado Satanás introducirse en medio de ellos, lacerando el precioso vínculo de su mutuo y recíproco amor.”


El 13 de Junio de 1989; en el Aniversario de la segunda Aparición de Fátima, el Mensaje fue el siguiente: “Así es como se difunden los errores por todas partes dentro de la misma Iglesia Católica. A causa de la difusión de estos errores, hoy, muchos se alejan de la verdadera fe, haciendo una realidad de la profecía que les ha sido hecha por Mí en Fátima: vendrán tiempos en los que muchos perderán la verdadera fe. La pérdida de la fe es apostasía.”

DESOBEDIENCIA A LOS MENSAJES DE AKITA


Pueblo de Sendai, Japón

El terremoto del 11 Marzo de 2011 en Japón de 8,9 grados en la escala de Richter, fue un castigo a causa de la desobediencia a los Mensajes de Nuestra Madre en Akita, donde miles de muertos y cuantiosos daños materiales fueron el saldo esta gran tragedia. Las plantas nucleares de Fukushima flagelaron al Japón y aunque las autoridades del país no mencionan casi nada sobre el tema. Algunas investigaciones de Institutos ambientales muestran el gran daño radiactivo que provocó el derramamiento de Uranio en los océanos. Todos los ambientalistas coinciden en lo mismo: la tragedia de la Planta nuclear de Kukushima es la mayor hecatombe de la industria nuclear.  


Akita se encuentra en la misma latitud del epicentro del terremoto, pero al otro lado de la isla de cara a China, al occidente, a 150 Km de Sendai, la ciudad más afectada y que se encuentra en la parte oriental del archipiélago del Sol Naciente.
Las imágenes espantosas de las ruinas de la ciudad de Sendai y sus alrededores han sido publicadas en todos los periódicos, estaciones de televisión y sitios de Internet. Akita fue golpeada por el terremoto, pero no por el devastador tsunami. El Santuario de la Virgen no sufrió daños relevantes.

El terremoto y el tsunami trajeron de vuelta a la memoria pública las advertencias solemnes que en 1973 Nuestra Señora lanzó al clero y al mundo.

FRAGMENTOS DE LOS VÍDEOS DE LAS LACRIMACIONES HECHAS POR EL VIDENTE MARCOS TADEO, EN JACAREÍ
 Fragmento del video nro 1


 Fragmento del video nro 2


Fragmento del video nro 3



OTRAS PÁGINAS Y VÍDEOS DE INTERÉS:


http://apostolesdelosultimostiempos.blogspot.com/p/la-salette-francia-1856.html

No hay comentarios.:

Publicar un comentario